Herramientas de Accesibilidad

Salud Visual

 

El estrabismo es una afección ocular común entre los niños. Se produce cuando los ojos no están alineados correctamente y apuntan en distintas direcciones (desalineación). Un ojo puede mirar hacia adelante y el otro apuntar hacia la nariz, hacia afuera, hacia arriba o hacia abajo. La desalineación puede alternar entre un ojo y otro.

El movimiento del ojo está controlado por seis músculos

Un músculo mueve el ojo hacia la derecha y otro músculo mueve el ojo hacia la izquierda. Los otros cuatro músculos mueven el ojo hacia arriba, hacia abajo y en un ángulo. Para centrar la vista en una sola imagen, los seis músculos deben trabajar juntos.

Afecta la visión porque, para ver correctamente, ambos ojos deben apuntar hacia el mismo lugar. Si los ojos están alineados correctamente durante la infancia, la visión debería desarrollarse bien, pero si no están alineados, existe el riesgo de una afección llamada ambliopía. Esto sucede cuando la visión del ojo desalineado es más débil.

¿Qué causa el estrabismo (ojos cruzados)?

Para alinearse y enfocar ambos ojos en un solo objetivo, todos los músculos de ambos ojos deben trabajar juntos. El cerebro controla estos músculos. La mayoría de los estrabismos no son asociados con otros problemas médicos. Pero algunos niños con estrabismo pueden tener trastornos que afectan al cerebro. Algunos de esos problemas pueden incluir:

  • Parálisis cerebral
  • Síndrome de Down
  • Hidrocefalia (exceso de líquido en el cerebro)
  • Tumor cerebral
  • Haber nacido prematuramente

Tener una catarata (opacidad en el cristalino normalmente transparente del ojo) o una lesión ocular también puede producir estrabismo. Sin embargo, la mayoría de los niños con estrabismo no tiene ninguno de estos problemas.

Si un niño tiene familiares con estrabismo, es más probable que él herede esta afección.

Tipos de estrabismo

Existen 3 tipos comunes de estrabismo:

  • La esotropía infantil sucede cuando el ojo del bebé o niño pequeño es desviado hacia adentro.
  • La esotropía acomodativa es el tipo más común de estrabismo en niños mayores de 2 años. Un ojo se desvía hacia adentro (hacia la nariz) al enfocarse en un objeto que se encuentra cerca o lejos.
  • Exotropía sucede cuando un ojo se desvía hacia afuera (en dirección opuesta a la nariz) al mirar algo que se encuentra lejos. A veces, esto puede ocurrir cuando el niño está cansado, enfermo o fantaseando. Además, puede que el niño entrecierre un ojo cuando haya luz solar intensa.

Tratamiento del estrabismo (ojos cruzados)

Se puede recomendar uno o más tipos de tratamiento para el estrabismo, según la edad y la alineación ocular de su hijo.

Los bebés y los niños muy pequeños con un ojo que apunta hacia adentro (esotropía) pueden necesitar cirugía o anteojos. La cirugía de estrabismo en los músculos del ojo ayuda a alinear los ojos correctamente y permite el desarrollo de una buena visión.

Los niños mayores de 2 años con esotropía pueden necesitar anteojos especiales para ayudar a enderezar los ojos y enfocar la visión. En algunas ocasiones, también se utilizan prismas para ayudar a enfocar la visión. Un prisma es un lente transparente en forma de cuña que dobla (refracta) los rayos de luz. El prisma se puede agregar a los anteojos o se puede fabricar como parte del lente.

Es posible que se recomiende emparchar el ojo fuerte o hacer que su visión sea borrosa para ayudar a fortalecer el ojo desalineado, que es más débil. Mediante la colocación de un parche o la aplicación de gotas para ojos que hacen que la visión se vuelva borrosa, se evita que el niño use el ojo fuerte. Esto lo obliga a usar el ojo más débil y ayuda a que éste se fortalezca con el transcurso del tiempo.

A veces, se enseña a los niños a practicar determinados ejercicios para los músculos del ojo, que los ayudan a enfocar ambos ojos hacia adentro.

Si los anteojos, prismas, parches o ejercicios oculares no ayudan, se recomienda la cirugía.